¿Cómo conectar con Perséfone?

Conectar con Perséfone puede ser una increíble forma de acompañar los cambios internos (transformaciones), y fomentar el empoderamiento personal, frente ocasiones desfavorables o bien de crisis.

Conectar con Perséfone: diosa del Inframundo

Como deidad del panteón heleno, Perséfone es, de forma simultanea, diosa de la primavera y reina del Inframundo. Casada con Hades (dios de la desaparición), desciende de Zeus (dios supremo) y Deméter (diosa de la agricultura, las cosechas, los cereales y la naturaleza).

La psiquiatra y analista junguiana Jean Shinoda Bolen (1936) en su libro “Las diosas de cada mujer” (1984), apunta la relación de Perséfone con los arquetipos de la doncella y la hija.

El rapto de Perséfone

En el mito más extendido (hay distintas ediciones del mismo), Perséfone vivía como una doncella desentendida y también inocente, hasta el momento en que fue raptada por Hades, en el momento en que recogía flores con las ninfas.

Deméter, madre de la joven raptada, salió en su busca, desatendiendo sus deberes como deidad. Consecuentemente, las plantas se secaron, y la vida en la tierra se paralizó (origen del primer invierno).

Frente a la viable extinción de la raza humana, Zeus intervino y ordenó que Perséfone fuera devuelta a su madre.

No obstante, la doncella había ingerido 3 semillas de granada del Inframundo, por lo cual se vería obligada a regresar con Hades, (sobre este punto hay dos ediciones: la joven comió el fruto por engaño o bien, fue un acto voluntario).

En vista de la situación, se acordó que Perséfone pasaría parte del año con Deméter, y otra con Hades, con el que más adelante contraería matrimonio, siendo coronada reina del Inframundo.

En las primeras historias, se señalaba que la diosa compartía con su madre 9 meses por año, en tanto que los otros 3 continuaba con su marido. Los cuentos siguientes, señalan a que convive 6 meses con cada uno, o, 8 meses con Deméter y 4 con Hades.

El viaje anual de Perséfone al Inframundo representa el período de las estaciones; dado que en el momento en que la joven vuelve a la tierra, la naturaleza brota; y en el momento en que se va, las hojas caen de los árboles, anunciando la cercanía del invierno.

Conectar con Perséfone: pequeños rituales

Al casarse con Hades, Perséfone dejó de ser la joven desentendida, asumiendo el mantón de diosa y sabia guía del inframundo. Su nombre era citado por los vivos con miedo y reverencia.

Desde el criterio psicológico, Perséfone nos enseña dos caras de exactamente la misma mujer: la joven alegre y desentendida (deidad de la primavera), y la diosa que venció la catástrofe/rapto que procuró victimizarla (reina del Inframundo).

Para conectar con Perséfone, en su faceta de joven diosa de la primavera, hablamos a como Core (doncella, joven, chavala), y se prepara un altar en su honor, adornado con textiles (lonas) en color pastel.

En el altar tienen la posibilidad de agregarse otros elementos, así como candelas color de rosa (rosado); una imagen o bien estatuilla de la deidad; flores (fundamentalmente narcisos); espigas de trigo; y la pequeña figura de un ciervo.

Si la intención es conectar con Perséfone, en su apariencia de diosa del Inframundo, el altar ha de ser adornado en tonos oscuros (negro, vino, violeta), y también integrar (aparte de la imagen o bien estatuilla de la deidad), candelas blancas, granadas, y figuras representativas de un gallo, un cetro, una antorcha y una espiral (alusión al sendero de la deidad en su descenso al más allá y conexión con los ciclos de vida, muerte y renacimiento).

Otra práctica para conectar con Perséfone entiende visualizaciones y meditaciones invocando su nombre y el propósito del llamado (de día en parques y jardines, para la diosa de la primavera; y a la noche en habitaciones a media luz, para la reina del Inframundo).

Nota: una práctica común, para los seguidores de Perséfone, es cambiar el aspecto del altar, siguiendo el curso de las estaciones, simbolizando el sendero de la diosa.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba